Menú principal

Una idea para decorar tu piso al estilo medieval

ajedrez salon

Desde pequeñito he tenido una cierta tendencia al escapismo. Como buen fanático de ‘El Señor de los Anillos’, mi sueño particular era vivir en un entorno lo más parecido a la Tierra Media de Tolkien.

Recuerdo que hace unos cuantos años pude ver en la MTV un espacio sobre las ‘casas de las estrellas’, en la que el gran Ronnie James Dio mostraba su casa, perfectamente decorada como si fuera un pequeño castillo medieval en Los Ángeles. El pequeño gran cantante disponía de toda clase de detalles (escudos de armas, baúles, atriles, sillas, butacones…) de inspiración en el Medievo y siempre me dije a mí mismo, “cuando crezca quiero vivir en una casa así”.

Poco a poco voy logrando (de manera mucho más modesta que Ronnie James Dio) darle un toque de decoración medieval a mí casa. Por eso quiero hablaros de mi última adquisición.

ajedrez piezas

El Taller de Sarín es una tienda a la que recurro en muchas ocasiones, ya que, además de a la restauración de muebles antiguos, se dedican a la venta de curiosidades, objetos y artículos de arte medieval. Hoy, en mi salón preside la mesa principal el espectacular Ajedrez del Rey que he adquirido en la tienda.

Os juro que los primeros días después de comprarlo me pasaba horas embobado admirando la pieza de lo hermosa que es. Una tabla de madera envejecida, pintada a mano con motivos medievales preciosos (imaginaos un viejo códice del siglo X y sabréis a lo que me refiero) de 50 cm X 50 cm. La pintura empleada es acrílica, y el acabado a la cera de abeja le confiere un brillo especial.

ajedrez detalle esquina

Viene con un cofre ideal para las reglas y las fichas que, por cierto, son realmente preciosas.  La idea para hacer esta compra y las que después han venido en esta tienda de restauración y objetos de arte medieval surgió hace algunos años, cuando un amigo me sugirió el establecimiento como opción para hacer un regalo original a unos amigos por su aniversario.

ajedrez caja

Entonces me decidí, en virtud de su espíritu viajero, por  el Juego de la Oca del Camino de Santiago. Pero, como habéis visto, no fue la última compra que he realizado en el Taller de Sarín… ni el Ajedrez del Rey será la última.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>