Menú principal

Los bancos se quedaron con 50.000 pisos en el 2013

los bancos se quedaron con 50.000 pisos en el 2013

La Constitución Española de 1978 deja claro en su artículo 47 que es derecho de todos los españoles poder disfrutar de una “vivienda digna y adecuada”. Del mismo modo que en el popular juego de ‘piedra, papel, tijera’, la tijera siempre vence al papel, la realidad de la crisis en la que España continúa inmersa se empeña en “cortar” no sólo las buenas intenciones expresadas en el documento sino que, además, cercena las ilusiones de miles y miles de ciudadanos. El Banco de España acaba de hacer pública la noticia de que, durante el pasado ejercicio, las entidades financieras españolas se quedaron con casi 50.000 viviendas porque sus propietarios no fueron capaces de seguir haciendo frente a la hipoteca. En concreto fueron 49.694 casas en España las que cambiaron de manos como consecuencia de la asfixia financiera de las familias y el empobrecimiento generalizado de los hogares en España.

Casi 39.000 de estos pisos eran primeras residencias, lo que nos da una idea aún más clara de la gravedad y el dramatismo de la situación para las familias y propietarios.

El final de la caída en el precio

En el propio sector inmobiliario, la manifestación de esta crisis se produce en el precio del “producto”. En efecto, la ley de la oferta y la demanda nos muestra siempre tozuda que sin un artículo no se compra, su precio cae de manera automática. En España, la situación ha hecho que los precios de los pisos hayan experimentado una caída persistente en los últimos años.

Sin embargo, la firma de calificación Standard & Poor’s considera que los precios de los pisos en nuestro país van a descender un 2% este año y que, ya en el 2015, detendrán su caída. Desde la firma se establece que gran parte de la culpa de que el desplome del precio de la vivienda en nuestro país vaya tocando suelo está, por un lado, en la mejora general de la economía y, por otro, en una cada vez mayor demanda de pisos y propiedades inmobiliarias en nuestro país por parte de ciudadanos extranjeros, que ya son la quinta parte de los compradores de propiedades para uso residencial.

No obstante, Standard & Poors´s advierte que esto no significa que la recuperación del sector del ‘ladrillo’ y la promoción inmobiliaria en España esté cercano a mejorar. Al contrario, la entidad considera que, en relación con los salarios medios en España, los pisos cuestan aún entre un 9 y un 18% más de lo que deberían.

De acuerdo con los últimos datos publicados por el Ministerio de Fomento, desde el año 2008 los pisos en España han perdido un 30% de su valor. En la actualidad, el valor medio del metro cuadrado de vivienda en nuestro país se coloca en 1.466,9 euros.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>